S-303

Que, ... es menester reponer en resguardo del derecho de defensa y de las normas del debido proceso, la causa al estado de notificarse con la demanda.

 

Exp. Nº 104-97-AA/TC

Lima

Guillermo Peñafiel Calagua

 

SENTENCIA DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL

En Lima, a los tres días del mes de julio de mil novecientos noventisiete, reunido el Tribunal Constitucional en sesión de Pleno Jurisdiccional, con asistencia de los señores Magistrados:

Acosta Sánchez,                  Vicepresidente encargado de la Presidencia,

Nugent,

Díaz Valverde,

García Marcelo;

actuando como Secretaria Relatora, la doctora María Luz Vásquez, pronuncia la siguiente sentencia:

ASUNTO:

Recurso Extraordinario interpuesto por Guillermo Peñafiel Calagua contra la resolución expedida por la Sala de Derecho Público de la Corte Superior de Lima, su fecha veintitrés de diciembre de mil novecientos noventiséis, que revocando la apelada de fecha dos de julio de mil novecientos noventiséis, declara infundada la demanda de Acción de Amparo interpuesta contra CPT - Telefónica del Perú S.A.

ANTECEDENTES:

Guillermo Peñafiel Calagua interpone Acción de Amparo contra CPT-Telefónica del Perú S.A., a fin de que se le reponga en su cargo de empleado, en el cual sirviera, hasta el trece de setiembre de mil novecientos noventicinco, fecha en la que fue separado mediante carta que recibiera por conducto notarial. Fundamenta su Acción en que se ha atentado contra su libertad de trabajo prevista en la Constitución, desde que la demandada estaba impedida de reducir personal, en virtud de la sexta cláusula «Reducción de personal» del Contrato de Suscripción, Emisión y Entrega de Acciones, suscrito el dieciséis de mayo de mil novecientos noventicuatro, entre la Compañía Peruana de Teléfonos S.A. y Telefónica del Perú S.A.

CPT - Telefónica del Perú S.A., contesta la demanda, negándola y precisando que no existe en el país estabilidad laboral absoluta y que, además, quien suscribió el contrato del dieciséis de mayo de mil novecientos noventicuatro, fue Telefónica Perú S.A., hoy Telefónica Perú Holding S.A. mas no Telefónica del Perú S.A., máxime si aquella cláusula contractual carece de la intención de establecer derechos específicos, no existiendo tampoco la figura del contrato a favor de terceros, pues no se otorga ningún derecho a persona natural o jurídica de las partes, siendo éstas, Telefónica Perú S.A. y el Estado. De otra parte, aún en el supuesto negado de que se hubiere incumplido la citada cláusula sexta, el despido de la demandante no corresponde a una reducción de personal, sino a una decisión unilateral referida a su comportamiento y desempeño, y concluye sosteniendo que no existe violación a ningún derecho constitucional o legal del actor, y, en el hipotético caso de haber existido alguna, ésta ha cesado por efecto de la consignada indemnización; por lo que debe declararse improcedente o bien infundada la demanda.

El Juez del Primer Juzgado Especializado en lo Civil de Lima, declara fundada la Acción, en consecuencia; sin efecto legal el despido del accionante, por considerar que se ha vulnerado el derecho constitucional a la libertad de trabajo; y que la demanda interpuesta tiene por objeto proteger los derechos reconocidos en la cláusula sexta del contrato celebrado el dieciséis de mayo de mil novecientos noventicuatro.

El Ministerio Público, opina porque se revoque la apelada y reformándola declararla improcedente ya que el accionante no cumplió con agotar la vía previa, que es el requisito indispensable para cumplir con la característica de Amparo, quien debió interponer su correspondiente reclamación ante los funcionarios competentes donde pudo recurrir para atacar el acto reclamado en esta vía; que en el proceso de Acción de Amparo no existe etapa probatoria, por lo que no resulta ser la vía idónea para tramitar procesos en los que se discute derechos laborales.

La Sala de Derecho Público de Lima, con fecha veintitrés de diciembre de mil novecientos noventiséis, revoca la apelada y reformándola declara infundada la Acción, por considerar que la calificación de despido arbitrario debe efectuarse por la autoridad laboral, y que la vía excepcional de la Acción de Amparo no es la idónea para obtener la reposición en el centro de trabajo por despido arbitrario.

FUNDAMENTOS:

Que, del texto de la propia demanda, según resulta de la cláusula sexta del contrato de dieciséis de mayo de mil novecientos noventa y cuatro, en la cual el demandante apoya su Acción, fluye que Telefónica Perú S.A., persona jurídica que asume la obligación de hacer respetar a CPTSA los programas de reducción de personal con incentivos económicos, salvo casos de comisión de graves faltas disciplinarias, no ha sido emplazada con la demanda; que, por tal razón, la obligación cuyo cumplimiento se pide, como fundamento de la Acción, no ha sido asumida por la demandada, sino por un tercero, no demandado; que, en consecuencia, resulta nulo todo lo actuado, debiendo citarse con la demanda a la Telefónica Perú S.A. (hoy Telefónica Perú Holding S.A.), que es la empresa que asumió la obligación correspondiente; que se ha incurrido, así, en grave omisión procesal, violatoria del artículo 95º del Código Procesal Civil, así como del artículo 7º de la Ley Nº 23506, de Hábeas Corpus y Amparo, lo que origina el grave quebrantamiento de forma, contemplado en el artículo 42º de la Ley Nº 26435, Orgánica del Tribunal Constitucional; Que, por tanto, es menester reponer, en resguardo del derecho de defensa y de las normas del debido proceso, la causa al estado de notificarse con la demanda.

Por estos fundamentos, el Tribunal Constitucional, haciendo uso de las atribuciones que le confiere la Constitución Política del Estado y su Ley Orgánica

FALLA:

Declarando nulo el concesorio, nula la recurrida, insubsistente la apelada y nulo todo lo actuado, a fin de que el Juzgado Especializado en lo Civil proceda a integrar la relación procesal, de conformidad con el artículo 95º del Código Procesal Civil, emplazando a Telefónica Perú S.A., hoy Telefónica Perú Holding S.A., y a cuyo efecto se ordena, con arreglo al artículo 42º de la Ley Nº 26435, la devolución de los autos al órgano jurisdiccional del que procede; mandaron se publique en el Diario Oficial El Peruano, conforme a ley; y los devolvieron.

S.S.

ACOSTA SANCHEZ

NUGENT

DIAZ VALVERDE

GARCIA MARCELO

MARIA LUZ VASQUEZ

Secretaria Relatora

 

 

Exp. 104-97-AA/TC

RESOLUCION DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL

Lima, 12 de agosto de 1997

VISTA:

La solicitud de subsanación formulada por Telefónica del Perú Sociedad Anónima a la sentencia recaída en la Acción de Amparo seguida por don Guillermo Peñafiel Calagua, su fecha tres de julio de mil novecientos noventisiete, solicitando expresamente que se le excluya del proceso.

ATENDIENDO:

Que, conforme obra en el fundamento de la sentencia, este Colegiado ha establecido que no se ha notificado con la demanda a Telefónica Perú S.A., hoy Telefónica Perú Holding S.A., que es la empresa que asumió la obligación correspondiente.

Asimismo, el Tribunal Constitucional está facultado conforme lo dispone el artículo 42º de la Ley 26435, ha pronunciarse sobre el fondo y la forma del asunto materia de la litis, consecuentemente, en el caso de autos se ha pronunciado sobre la forma del asunto estableciendo la nulidad de todo lo actuado y se proceda a integrar la relación procesal de conformidad con el artículo 95º del Código Procesal Civil, consecuentemente en la instancia correspondiente se deberá establecer lo respectivo.

Por este fundamento, el Tribunal Constitucional, en ejercicio de las atribuciones que su Ley Orgánica le confiere;

RESUELVE:

No habiendo nada que subsanar, no ha lugar a la petición formulada.

S.S.

ACOSTA SANCHEZ

NUGENT

DIAZ VALVERDE

GARCIA MARCELO

MARIA LUZ VASQUEZ

Secretaria Relatora