S-246

Que, para la admisión a trámite de una Acción de Cumplimiento, debe cumplirse, previamente, con el correspondiente requerimiento escrito, ya sea notarial; ya judicial, según lo manda el inciso a) del artículo 5º de la Ley Nº 26301, requisito indispensable que se ha omitido en el caso de autos.

 

Exp. Nº 404-96-AC/TC

Cajamarca

Caso: María Eugenia Gálvez Cabrejos

 

SENTENCIA DEL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL

En Lima, a los veinticinco días del mes de noviembre de mil novecientos noventiséis, reunido en sesión de Pleno Jurisdiccional, el Tribunal Constitucional, con asistencia de los señores Magistrados:

Nugent,                                 Presidente,

Acosta Sánchez,                  Vicepresidente,

Aguirre Roca,

Díaz Valverde,

Rey Terry,

Revoredo Marsano,

García Marcelo;

actuando como Secretaria, la doctora María Luz Vásquez, pronuncia la siguiente sentencia:

ASUNTO:

Recurso de Nulidad, entendido como Extraordinario interpuesto por doña María Eugenia Gálvez Cabrejos, contra la resolución de la Sala Civil de la Corte Superior de Cajamarca, de fecha quince de marzo de mil novecientos noventa y seis, que, confirmando el sentido de la resolución del juez a-quo, fechada el veintisiete de octubre de mil novecientos noventa y cinco, que declara improcedente la Acción de Cumplimiento interpuesta contra los Directores de la Sub-Región de Salud IV Cajamarca y de la UTES de Cajabamba-San Marcos, Víctor Raúl Chávez Rojas y Julio Ponce De León, respectivamente, la entiende infundada.

ANTECEDENTES:

María Eugenia Gálvez Cabrejos interpone demanda de Acción de Cumplimiento contra los Directores de la Sub-Región de Salud IV -Cajamarca, y de las UTES de Cajabamba-San Marcos, Víctor Raúl Chávez Rojas y Julio Ponce De León Gabelán, respectivamente, expresando que en su condición de enfermera titulada fue nombrada en el nivel IV para trabajar en la UTES de Cajabamba-San Marcos, en la Posta Médica de Condebamba-Cauday, lugar al que debía reincorporarse a partir del cinco de agosto de mil novecientos noventa y cinco, y que, sin embargo, por contraorden del codemandado Julio Ponce de León, no se le da posesión del cargo, y, por el contrario, se le pretende destacar al Caserío de Santa Rosa.

El Director de la UTES de Cajabamba, mediante Memorándum Nº 190-UTES-C-SM-95, de cuatro de agosto de mil novecientos noventa y cinco, comunica a la auxiliar Jenny Alfaro Oblitas, que la demandante se hará cargo del Puesto de Salud de Cauday el día cinco de agosto de mil novecientos noventa y cinco, con fecha ocho del mismo mes y año, el servidor Mario Gonzáles Huertas, cumpliendo aquella contra orden del codemandado Ponce de León, le impide el acceso al indicado Puesto de Salud, no franqueándole el ingreso y exigiéndole devolver el inventario que recibiera de Alfaro Oblitas.

El codemandado, Víctor Raúl Chávez Rojas, absuelve el trámite de la demanda, aceptando la condición de enfermera nombrada de la demandada designada para trabajar en la Utes-Cajabamba-Cauday-Condebamba, pero precisando que la demandante en el ejercicio de su cargo originó «desencuentros» entre el personal de ese Puesto de Salud y los miembros de la comunidad, incurriendo en negligencia administrativa, no acatando las disposiciones de carácter normativo en su Centro de Trabajo.

El Juez Especializado en lo Civil de Cajamarca, emite resolución declarando improcedente la demanda. El Fiscal Superior, emite dictamen solicitando que la resolución del a-quo sea confirmada al estimar que la actora no agotó la vía previa.

La Sala Superior Civil de la Corte Superior de Cajamarca, en discordia, confirma la resolución apelada y reformando su sentido, declara infundada la Acción.

FUNDAMENTOS y Fallo:

Considerando: Que, para la admisión a trámite de una Acción de Cumplimiento, debe cumplirse, previamente, con el correspondiente requerimiento escrito, ya sea notarial; ya judicial, según lo manda el inciso a) del artículo 5º de la Ley Nº 26301, requisito indispensable que se ha omitido en el caso de autos.

FALLA:

Declarando nulo el concesorio, nula la recurrida e insubsistente la apelada, reponiéndose la causa al estado de calificación de la demanda con arreglo al señalado requisito de admisibilidad; y, por tramitación defectuosa, póngase en conocimiento de la Oficina de Control de la Magistratura del Poder Judicial, para los fines pertinentes.

Regístrese, comuníquese, publíquese y archívese.

S.S.

NUGENT

ACOSTA SANCHEZ

AGUIRRE ROCA

DIAZ VALVERDE

REY TERRY

REVOREDO MARSANO

GARCIA MARCELO

MARIA LUZ VASQUEZ

Secretaria Relatora